Salud y Fármacos

Una organización internacional sin ánimo de lucro para fomentar el acceso y el uso adecuado de medicamentos entre la población hispano-parlante

ADVIERTEN

Investigaciones

Quetiapina y el músculo cardiaco
Rev Prescrire, 2013; 33(355):350
Traducido por Salud y Fármacos

Resumen

  • Varios casos clínicos detallados han descrito trastornos del músculo cardiaco (cardiomiopatía y miocarditis) en pacientes tratados con quetiapina, algunos de los cuales fallecieron. Los síntomas incluían dificultad respiratoria y edema. En algunos casos los trastornos se solucionaron con la retirada de quetiapina.
  • Quetiapina es un compuesto químicamente similar a la clozapina y la olanzapina, cuyos perfiles conocidos incluyen este tipo de efectos adversos.
  • En la práctica, un paciente que desarrolla disnea u otros signos de insuficiencia cardiaca durante la terapia con quetiapina puede verse beneficiado si se reconoce el rol de quetiapina y se retira el fármaco.

Quetiapina es un neuroléptico que se encuentra disponible en el mercado francés desde 2011 y con anterioridad en otros países. Es muy similar a otros neurolépticos en términos de eficacia y de perfil de efectos adversos [1].

Hay varios casos clínicos y revisiones de las agencias reguladoras que informan sobre la presencia de trastornos del músculo cardiaco en pacientes tratados con quetiapina.

Miocarditis, cardiomiopatía. En 2011, una revisión efectuada por la agencia reguladora de fármacos de Nueva Zelanda describió nueve casos de miocarditis o cardiomiopatía en pacientes tratados con quetiapina [2]. Se consideró como probable una relación causal con quetiapina en cinco casos. En dos casos, la clozapina era otra causa posible.

En enero de 2013, la sección de acceso público de la base de datos de farmacovigilancia del Reino Unido incluía cuatro casos de cardiomiopatía, tres casos de cardiomiopatía congestiva y cuatro casos de miocarditis atribuidos a quetiapina, uno de los cuales fue mortal [3].

Disnea, a veces insuficiencia cardiaca mortal. Se han publicado varios casos detallados de trastornos del músculo cardiaco atribuidos a quetiapina en los últimos diez años [4-7]. Cinco se produjeron en tres hombres y dos mujeres entre 18 y 35 años [4-7]. Todos ellos presentaban disnea precedida en un caso por síntomas similares a la gripe. A continuación aparecieron signos y síntomas de insuficiencia cardiaca (edema, taquicardia, galope en la auscultación, etc.), en ocasiones acompañada de otras manifestaciones, como hemoptisis y dolor en el pecho. En un caso se notificó eosinofilia, trombocitopenia, leucopenia y elevación del nivel de creatinina quinasa [4].

Investigaciones posteriores revelaron dilatación del ventrículo izquierdo con reducción de la fracción de eyección en cuatro casos y elevación del segmento ST en un caso.

Tras la retirada de quetiapina, dos pacientes fallecieron y los otros tres mejoraron clínicamente.

Cuando aparecieron los primeros síntomas, los pacientes habían recibido tratamiento con quetiapina entre cuatro meses y cuatro años con dosis diarias entre 600 y 1.000 mg. Las dosis diarias recomendadas en el Resumen de Características del Producto (RCP) en Europa oscilan entre 150 mg y 800 mg [1].

Similar a clozapina y olanzapina. Quetiapina es un compuesto químicamente similar a clozapina y olanzapina [1,2,5,7]. Estos neurolépticos contienen una estructura de benzacepina [2,8].

Desde principios de la década del 2000 se conoce la capacidad de clozapina para producir miocarditis y cardiomiopatía [9]. También se han notificado algunos casos con olanzapina [10]. En febrero de 2013, la sección de acceso público de la base de datos de farmacovigilancia europea contenía 42 informes de cardiomiopatía atribuida a olanzapina, incluyendo cinco fallecimientos, y 17 casos de miocarditis, incluyendo cuatro fallecimientos [11].

En la práctica. Estos casos clínicos de miocarditis y cardiomiopatía en pacientes tratados con quetiapina resultan preocupantes, especialmente por la similitud química entre quetiapina y clozapina y olanzapina, los cuales pueden producir estos efectos adversos. Si un paciente tratado con quetiapina desarrolla disnea o signos de insuficiencia cardiaca, la naturaleza grave y potencialmente mortal de estos efectos adversos justifica la retirada de este fármaco y la realización de una investigación ecocardiográfica.

Referencias seleccionadas de la búsqueda bibliográfica de Prescrire.

  1. Prescrire Editorial Staff “Quetiapine. A me-too neuroleptic; no panacea” Prescrire Int 2011: 20 (121); 257-261.
  2. Medsafe “Minutes of previous meeting of the medicines adverse reactions committee (MARC) 147th meeting” 8 de septiembre de 2011. www.medsafe.govt.nz acceso el 20 de noviembre de 2012; 16 páginas.
  3. MHRA “Quetiapine. Drug analysis print”. www.mhra.gov.uk acceso el 29 de enero de 2013; 50 páginas.
  4. Roesch-Ely MD et al. “Myocarditis with quetiapine” AmJPsychiatry 2002; 159 (9); 1607-1608.
  5. Bush A and Burgess C “Fatal cardiomyopathy due to quetiapine” New Zeal Med J 2008: 121 (1268); 2 páginas.
  6. Nymark TB et al. “A young man with acute dilated cardiomyopathy associated with methylphenidate” Vasc Health Risk Man 2008: 4 (2): 477-479.
  7. Coffey S and Williams M “Quetiapine-associated cardiomyopathy” New Zeal Med J 2011; 124 (1337): 105-107.
  8. “Clozapine” + “Olanzopine” + “Quetiapine”. En; “Martindale The Complete Drug Reference” The Pharmaceutical Press, Londres. www.medicinescomplete.com acceso el 17 de marzo de 2013: 27 páginas en total.
  9. Prescrire Editorial Staff “Myocarditis due to clozapine” Prescrire Int 2001; 10 (53): 83.
  10. Prescrire Rédaction “Cardiomyopathie et olanzopine” Rev Prescrire 2002: 22 (228); 356.
  11. EMA “Suspected adverse drug reaction reports for substances. Olanzapine”. Febrero 2013. www.adrreports.eu acceso el 17 de marzo de 2013.
creado el 3 de Diciembre de 2014


Free Trial
How to help?



Search


Search terms

Search for exact phrase
+ Advanced search
Search for

From

To

Section