Salud y Fármacos

Una organización internacional sin ánimo de lucro para fomentar el acceso y el uso adecuado de medicamentos entre la población hispano-parlante

ADVIERTEN

Breves

Síndrome neuroléptico maligno (SNM) (Neuroleptic Malignant Syndrome [NMS])
Worst Pills Best Pills, artículo de diciembre de 2010
Traducido por Salud y Fármacos

El siguiente artículo, adaptado de la publicación Medicines Information (el servicio de información farmacológica del Reino Unido), revisa los fármacos que se han asociado con el desarrollo del síndrome neuroléptico maligno (SNM).

El síndrome neuroléptico maligno (SNM) es un trastorno neurológico, que pone en riesgo la vida, causado principalmente por una reacción adversa a los fármacos neurolépticos (tranquilizantes empleados para el tratamiento de trastornos psicóticos). En la mayoría de los casos, el SNM se desarrolla en un paciente en el plazo de dos semanas tras el inicio del tratamiento farmacológico; sin embargo, el trastorno puede desarrollarse en cualquier momento durante el uso del fármaco.

Entre los síntomas del SNM se incluyen:

  • Fiebre alta
  • Sudoración
  • Presión arterial inestable
  • Estupor
  • Rigidez muscular
  • Disfunción autónoma (el sistema nervioso autónomo regula las funciones corporales inconscientes, incluyendo la frecuencia cardiaca, la presión arterial, la respiración, la termorregulación, la secreción gastrointestinal, y las respuestas metabólicas y endocrinas ante el estrés)

El riesgo de desarrollar SNM con determinados fármacos resulta incierto. La siguiente información – basada en casos clínicos publicados en revistas médicas y en informes de reacciones farmacológicas adversas dirigidos a las autoridades reguladoras – no proporciona la base necesaria para calcular el riesgo real de los pacientes tratados con estos fármacos.

Fármacos que se han asociado con este trastorno
Antipsicóticos de primera generación o típicos (ver Cuadro 1).

Cuadro 1. Fármacos antipsicóticos de primera generación o típicos

Nombre genérico Nombre comercial
clorpromazina Thorazine
flufenazina Prolixin
haloperidol Haldol
perfenazina Trilafon
tioridazina Mellaril*
tiotixeno Navane
trufluoperazina Stelazine

* Calificación No Utilizar en WorstPills.org

Los antipsicóticos más antiguos o de primera generación se utilizan desde la década de los años 50. Actualmente se venden como fármacos genéricos. Algunas de las antiguas marcas comerciales que pueden resultar familiares a los lectores son Thorazine (clorpromazina), Stelazine (trifluoperazina), Haldol (haloperidol) y Mellaril (tioridazina).

Antipsicóticos atípicos (ver Cuadro 2). Los fármacos antipsicóticos más recientes de segunda generación, llamados agentes antipsicóticos atípicos, se encuentran entre algunos de los fármacos más prescritos en Estados Unidos. Por ejemplo, aripiprazol (Abilify), quetiapina (Seroquel) y olanzapina (Zyprexa) estaban incluidos en la lista de los fármacos más prescritos en 2009. Ninguno de estos fármacos, excepto clozapina (Clozaril, Fazaclo Odt), se encuentra disponible en la versión de genérico.

Cuadro 2. Antipsicóticos de segunda generación o atípicos

Nombre genérico Nombre comercial
aripiprazol Abilify
asenapina Saphris
clozapina Clozaril, Fazaclo Odt
iloperidona Fanapt*
olanzapina Zyprexa
paliperidona Invega
quetipina Seroquel
risperidona Risperdal
ziprasidona Geodon, Zeldox*

* Calificación No Utilizar en WorstPills.org

Agonistas de la dopamina (ver Cuadro 3). El uso más frecuente de los agonistas dopaminérgicos son el tratamiento del Parkinson (en combinación con levodopa [Larodopa]) y el síndrome de piernas inquietas. Se ha publicado una serie de casos clínicos de un síndrome semejante al SNM tras la retirada de preparados con levodopa. El SNM también puede producirse en personas tratadas con fármacos para el parkinsonismo (dopaminérgicos) si se interrumpe el tratamiento de forma abrupta.

Cuadro 3. Agonistas de la dopamina comunes

Nombre genérico Nombre comercial
bromocriptina Parlodel
cabergolina Dostinex
pergolida Permax
pramipexol Mirapex
ropinirol Requip

Antidrepresivos (ver Cuadros 4, 5 y 6). Se ha notificado un número reducido de casos clínicos de SNM tras el tratamiento con antidepresivos. En algunos de estos casos, los antidepresivos se administraron en combinación con fármacos antipsicóticos. Parece que los antidepresivos antiguos, los antidepresivos triciclicos (ATC), son más susceptibles de provocar un SNM que los más recientes antidepresivos inhibidores de la recaptación de serotonina (ISRS). Los antidepresivos ISRS también se incluyen en el grupo de fármacos más prescritos en el país. Escitalopram (Lexapro) fue el quinto fármaco más prescrito en 2009.

Cuadro 4. Antidepresivos tricíclicos comunes

Nombre genérico Nombre comercial
amitriptilina Elavil*
amoxapina Asendin
desipramina Norpramin
doxepina Sinequan
imipramina Tofranil, Tofranil-Pm
nortriptilina Aventyl, Pamelor
protriptilina Vivactil
trimipramina Surmontil

* Calificación No Utilizar en WorstPills.org

Cuadro 5. Antidepresivos inhibidores selectivos de la recaptación de la serotonina (ISRS)

Nombre genérico Nombre comercial
citalopram Celexa
escitalopram Lexapro*
fluoxetina Prozac, Prozac Weekly, Sarafem**
paroxetina Paxil, Paxil Cr, Pexeva
sertralina Zoloft

* Calificación No Utilizar en WorstPills.org
** Calificación Uso Limitado en WorstPills.org

Cuadro 6. Antidepresivos inhibidores de la monoamina oxidasa (IMAO)

Nombre genérico Nombre comercial
fenelzina Nardil
tranilcipromina Parnate
isocarboxazida Marplan
selegilina Emsam

También se conoce la capacidad de los antidepresivos inhibidores de la monoamina oxidasa (IMAO) para producir una reacción similar al SNM al emplearse en combinación con ATC o ISRS. Los síntomas pueden consistir en agitación, delirio, temperatura corporal elevada y incluso la muerte.

Metoclopramida (Reglan). Se han notificado casos de SNM asociado con el uso de metoclopramida. Un informe describe un caso de un bebé de 6 meses tratado con jarabe de metoclopramida y que posteriormente desarrolló el SNM. Se trata de la persona más joven a la que se diagnóstico SNM, lo que confirma que tanto los niños como los adultos son susceptibles de desarrollar el síndrome.

Carbonato de litio (Lithobid, Lithane). El carbonato de litio en combinación con un fármaco antipsicótico puede incrementar el riesgo de SNM. Se ha sugerido que la toxicidad por litio puede contribuir al aumento del riesgo de daño cerebral permanente tras un episodio de SNM.

Sustancias de abuso. La cocaína, las anfetaminas y el éxtasis pueden producir síntomas semejantes al SNM. También el alcohol, la retirada de fármacos sedantes o la intoxicación por alucinógenos pueden producir síntomas que se confunden fácilmente con los síntomas del SNM.

Lo que puede hacer
Debe ponerse en contacto con su médico inmediatamente si desarrolla los síntomas mencionados anteriormente y que se asocian con el SNM.

Los consumidores pueden notificar eventos adversos graves al programa de notificación de eventos adversos de su país.

modificado el 28 de Noviembre de 2013