Salud y Fármacos

Una organización internacional sin ánimo de lucro para fomentar el acceso y el uso adecuado de medicamentos entre la población hispano-parlante

Ética

Conflictos de intereses

Según un estudio, los autores del libro de texto médico más utilizado del mundo recibieron US$11 millones de la industria farmacéutica
(Authors of world’s most authoritative medical textbook received $11 million from pharma industry: Study)
Newsclick Report, 8 de marzo de 2018
https://www.newsclick.in/authors-worlds-most-authoritative-medical-textbook-received-11-million-pharma-industry-study
Traducido por Salud y Fármacos

Los investigadores estudiaron seis de los libros de texto de medicina más influyentes para descubrir conflictos de interés de tipo financiero que no se habían revelado, ya sea en forma de patentes y compensaciones de las compañías farmacéuticas y de productos médicos.

El nuevo estudio encontró que los autores de algunos del libro de texto de medicina más famosos del mundo no revelaron los conflictos de intereses de tipo financiero con la industria farmacéutica y las compañías de productos médicos.

Los investigadores, dirigidos por Brian Piper, neurocientífico de la Escuela de Medicina de la Commonwealth Geisinger en Scranton, Pensilvania, EE UU, analizaron seis de los libros de texto más influyentes para determinar si los autores y editores tenían algún conflicto de interés financiero potencialmente significativo en forma de patentes o como compensación de las compañías farmacéuticas.

Se encontró que entre 2009 y 2013, los autores recibieron compensaciones de hasta US$13,2 millones.

De hecho, los autores de los Principios de Medicina Interna de Harrison – considerados la Biblia para la educación biomédica en todo el mundo – habían recibido la mayor parte (83,9%) de ese monto compensatorio en ese período, por un monto de US$11,07 millones.

La compensación más alta pagada a un autor individual fue de US$869.353.

Los autores / editores de los seis libros de texto, que contenían 772 capítulos en total, poseían colectivamente 677 patentes (siendo el máximo de patentes por autor 23). Una vez más, tres cuartas partes de estas patentes (74,9%) pertenecían a los autores de Principles of Internal Medicine de Harrison.

El estudio publicado también incluye una tabla con ejemplos de los títulos de patentes que tienen los autores y la correspondencia con los títulos de los capítulos que ellos mismos han escrito. El estudio también encontró que las autoras estaban significativamente subrepresentadas entre los titulares de las patentes.

Los otros cinco libros de texto médico que se estudiaron fueron Katzung y Trevor’s Basic and Clinical Pharmacology, American Osteopathic Association’s Foundations of Osteopathic Medicine, Remington: The Science and Practice of Pharmacy, Koda-Kimble and Young’s Applied Therapeutics, y Yagiela’s Pharmacology and Therapeutics for Dentistry.

Aunque las revistas científicas exigen que se revelen los conflictos de interés, hasta el momento no existe tal requisito para los libros de texto de medicina.

Pero es importante que se haga una revelación completa en el caso de los libros de texto biomédicos porque, como dice el estudio, “pueden influir en los proveedores de atención médica, ya que no solo se leen durante sus años de desarrollo profesional, sino que también a menudo se utilizan como material de referencia”.

Además, “estos libros educativos incluyen recomendaciones de tratamientos. Además, la forma en que se define una enfermedad podría tener un impacto sustancial en la frecuencia con que es apropiado tratar”, dice el estudio.

“Estos hallazgos indican que la transparencia total de posibles conflictos de intereses debería convertirse en una práctica estándar entre los autores de materiales educativos biomédicos”, concluye el estudio.

En declaraciones al sitio web STAT, el investigador principal, Brian Piper, dijo que los investigadores no se sorprendieron por los hallazgos, y que también había hecho esos estudios antes. En 2015, él y otros estudiaron conflictos de intereses similares en los libros de texto de farmacología.

También reconoció que, si bien las concesiones de patentes y la compensación de las compañías médicas no necesariamente prueban que el trabajo estuvo sesgado, asumen una gran importancia dado el alcance de la influencia y la gran cantidad de lectores que confían en ellos.

“Tristemente, después de seis años haciendo este tipo de estudios, no nos sorprendieron estos hallazgos”, dijo Piper a STAT. “Sin embargo, seguimos sorprendidos de que los editores y los autores de libros de texto médicos no tengan los mismos estándares de transparencia sobre los conflictos de intereses que han sido ampliamente aceptados para ensayos clínicos y otras fuentes primarias”.

creado el 4 de Junio de 2018


Subscripción Gratuita
Cómo Ayudar



Búsqueda


Término a buscar

Buscar frase exacta
+ Búsqueda avanzada
Buscar en

Desde

Hasta

Sección